Uncategorized

Lag BaOmer: Aprendizajes de sus protagonistas

By abril 29, 2021No Comments

“Que D-s te bendiga con la resiliencia de Rabí Akiva, con la luz de Rabí Shimon bar Iojai y la valentía de Shimon Bar Kojvá”.

 

Hoy por la noche comienza la festividad de Lag BaOmer y esta es mi bendición para compartir con ustedes basado en los tres protagonistas de esta fecha. 

 

  • Rabí Akiva era un simple pastor de ovejas, pobre y analfabeto, a los cuarenta años comenzó a estudiar Torá y a los ochenta se convirtió en un gran maestro. Tuvo 24.000 alumnos pero todos murieron en una plaga que paró un día como hoy, un Lag BaOmer. No bajó sus brazos y en la ancianidad continuó enseñando y tuvo cinco nuevos alumnos y fueron ellos quienes continuaron la transmisión de la Torá a la generación futura. De Rabí Akiva aprendemos que nunca es tarde, que nunca hay que bajar los brazos, que siempre podemos volver a empezar. 

 

  • Shimon bar Kojvá era el líder de la revuelta popular judía contra roma cuya guerra recordamos en Lag BaOmer también. Del 132 al 135 e.c. Bar Kojvá (lit. “hijo de la estrella”) lideró uno de los levantamientos populares más devastadores que sufrió el imperio romano. Durante más de 2 años consiguió una semi-independencia política en Judea. Finalmente él y sus tropas fueron derrotadas. De Bar Kojvá nos inspira su valentía y heroísmo. Aprendemos de él que no importa cuán grande sea el enemigo o el obstáculo debemos luchar con todas nuestras fuerzas para defender nuestros ideales. 

 

  • Rabi Shimon bar Iojai es el último gran protagonista de esta celebración. Se dice que murió un Lag BaOmer. Según la leyenda también se opuso a la ocupación romana en Judea y por eso debió recluirse en una cueva durante doce años para esconderse de los romanos. Allí, junto a su hijo, pasó doce años estudiando y rezando. Allí pudo revelar secretos de la Torá que más tarde serían registrados en el Zohar. De Rabí Shimon bar Iojai aprendemos también que podemos transformar la reclusión en un momento de introspección, de estudio y de elevación; que podemos combatir la oscuridad exterior con la luz interior. 

 

¡Lag BaOmer Sameaj!

 

Rab. Uri – Judaica Norte

Leave a Reply