Uncategorized

Ki Tavo – ¡Guarda silencio y escucha!

por septiembre 7, 2017 Sin comentarios

En la base de la teología judía está el poder de la escucha. “Shemá Israel” repetimos cada día, “Escucha pueblo de Israel”. Nuestra Parashá nos recuerda nuevamente la importancia de la escucha: “Entonces Moisés y los sacerdotes levitas hablaron a todo Israel, diciendo: Guarda silencio y escucha, oh Israel. Hoy te has convertido en pueblo del Señor tu Dios. (Deut. 27:9)”. Hasket uShemá – Guarda silencio y escucha. Para escuchar debemos callar. Sin embargo la Torá elige una palabra poco usual para hacer referencia al acto de callar, tan singular que es la única vez que está palabra aparece en toda la Biblia. Hasket – הסכת . El BDB, el diccionario bíblico más importante, nos dice que este verbo encuentra sus paralelos también en árabe, samaritano y siriaco. En todos estos idiomas este antiguo verbo significa “hacer silencio” o “prestar atención” (este último como consecuencia de hacer silencio).

Nuestros maestros, de bendita memoria, (Talmud, Berajot 63b) también se percataron de que este verbo es poco común pero en vez de buscar la etimología de la palabra siguieron el camino de la hermenéutica y le adosaron diversos nuevos significados a la palabra Hasket. Rabi Iehuda es el primero en analizar esté versículo y dice:

ועוד פתח ר’ יהודה בכבוד תורה ודרש (דברים כז, ט) הסכת ושמע ישראל היום הזה נהיית לעם וכי אותו היום נתנה תורה לישראל והלא אותו יום סוף ארבעים שנה היה אלא ללמדך שחביבה תורה על לומדיה בכל יום ויום כיום שנתנה מהר סיני

Guarda silencio y escucha, oh Israel. Hoy te has convertido en pueblo del Señor tu Dios” ¿Acaso en aquel día se entregó la Torá al pueblo de Israel? ¿Acaso aquel día no era el último de los cuarenta años en el desierto? No sino que esto viene a enseñarte que la Torá es preciada para quien la estudia cada día como el día en la que fue entregada en el Monte Sinai.

Para quien estudia Torá la misma es tan hermosa, tan desafiante y tan vigente cada día como el día mismo en la que fue recibida al pie del monte Sinaí. Luego de esta apertura con base en nuestro versículo de la Parashá tres sabios analizan de forma homilética qué significa realmente el término Hasket. Hoy nos detendremos en una de estás Drashot.

הסכת עשו כתות כתות ועסקו בתורה לפי שאין התורה נקנית אלא בחבורה

Hasket – Formen grupos de estudio (Asu Kitot Kitot) y dedicense a la Torá, ya que la Torá solo puede ser adquirida en grupo.

La Guemará interpreta de forma homilética que la palabra Hasket es un acróstico de Asu (formen) – Kitot (grupos). Y nos dice que la única forma de adquirir la Torá es estudiando en grupo y no en soledad. Es Rabi Janiná quien comenta está idea y dice que quien estudia Torá en soledad incurrirá en la intolerancia, la ignorancia y el pecado.

¿Por qué? ¿Cuál es la relación entre estudiar en soledad y la intolerancia, la ignorancia y el pecado? El estudiar en soledad te hace escuchar solamente tus propias ideas y eso te convierte en intolerante frente a las ideas de los otros. A su vez estudiar solo te conduce a la ignorancia ya que al escuchar solamente tus propias ideas o interpretaciones dejas a un lado otras posibles ideas que quizás eran las “correctas” y te hundís en la ignorancia por no estar dispuesto a escuchar otras lecturas posibles. Esta estrechez de pensamiento te conduce al pecado ya que ignoras la interpretación correcta de que es lo que se debe hacer y qué es lo que se debe evitar.

Intolerancia, ignorancia y pecado. Esto no aplica únicamente a estudiar en soledad, al estilo de un monje en alguna montaña perdida de la cordillera, sino también a cuando estudiamos o conversamos únicamente con quien piensa igual (o muy parecido) a nosotros mismos. Este proceso cultural es muy común y prácticamente todos somos presos de esta realidad. Hasket uShemá busca quebrar este círculo vicioso. Si solo escuchamos las predicas del rabino con el cual estamos alineados ideológicamente, si solamente leemos los diarios con los cuales coincidimos políticamente, si solamente conversamos con personas que se mueven en nuestro mismo círculo socio-económico, si solamente estudiamos en centros en los cuales nos sentimos cómodos intelectualmente… solamente nos volveremos intolerantes, ignorantes y pecadores.

La forma de romper este círculo vicioso se condensa en la fórmula Hasket uShemá: “Guarda silencio y escucha”. De tanto en tanto guardemos silencio de nuestras propias voces, de nuestras propias ideas y abramos nuestras mentes para escuchar la palabra del otro. Guardemos silencio y escuchemos sin juzgar. Quizás hay en las ideas del otro alguna variante que nunca habíamos pensado, quizás haya alguna verdad que nunca habíamos considerado, quizás haya alguna enseñanza que podamos aplicar en nuestras propias vidas.

El Talmud dice: “Hasket – Formen grupos de estudio (Asu Kitot Kitot)”. No dice que formemos un solo grupo de estudio sino dice que formemos diversos grupos de estudio (Kitot Kitot). Hagamos silencio y escuchemos a cada uno de estos grupos, escuchemos siempre las diferentes voces (leamos diversos diarios, escuchemos a rabinos de diferentes corrientes, conversemos con gente que piensa diferente a nosotros, etc.) quizás de esta forma podamos erradicar la intolerancia, la ignorancia y la transgresión de nuestras vidas.

¡Shabbat Shalom!

Rab. Uriel Romano

Escribir un comentario